sábado, 30 de junio de 2007

Hombres y mujeres



Está de moda cuantificarlo todo. Cuántos automovilistas con un pino ambientador colgado del retrovisor compraron chicle de frambuesa en las ventas de carretera de la N-IV, o cuántos kilómetros debe recorrer el equipo de tu pueblo para jugar la próxima liga toda enterita, o cuantos manitas se martillearon el dedo colgando un cuadro en un dia de lluvia y de éstos cuantos estaban a punto de contraer la gripe.
Yo no se quién se curra este tipo de estadísticas, pero sí puedo imaginar cuánto cuestan, y con el debido respeto me parece dinero tirado, además de una enorme carajotada (como dicen en mi pueblo).

"Sólo el 5% de las calles de Cádiz llevan el nombre de una mujer".

¿Y esto qué quiere decir o qué pretende denunciar? ¿La "Avenida de Andalucia cuenta como hombre o como mujer? Y el "Campo del Sur", la "Calle Nueva" o el "Paseo Marítimo" ¿Son nombres de hombre o de mujer? ¿Es un 5% del total o solo de aquellas que llevan nombre de persona? ¿Sugerirá alguien , algún día que hay que cambiar, por ejemplo, el nombre también a todas las óperas para que la mitad se llamen en masculino y la otra mitad en femenino? ¿Continuará esta locura del fifty-fifty intentádose aplicar a todas las cosas posibles e imaginables? ¿Qué será lo próximo? ¿Los modelos de coche, las herramientas de carpinteros y carpinteras, las verduras, los nombres de los dedos de la mano?

Todo esto me suena a integrismo feminista absurdo y se me ocurre que quizás el dinero que se gasta en cuantificar este tipo de idioteces se podría utilizar, por ejemplo, para publicar a toda pagina en periodicos, revistas y en enormes vallas publicitarias la foto, con nombre y apellidos, de todos esos hijos de puta que pegan a sus parejas, que maltratan incluso sólo con la mirada a las mujeres que dicen son suyas o de nadie. Ellos son el enemigo, no Columela, Canalejas, Rafael Alberti ni Santo Tomás. A veces hasta parece que es un delito ser hombre...

1 comentarios:

ivandelrio dijo...

Hola Julio

Realmente parece una gilipollez. Igual que todas esas críticas a spots o campañas publicitarias de dolce & gabanna o de axe... O igual que eso de que haya que emplear un lenguaje no sexista.. (eso del "todos y todas").

Yo también pensaba eso. Hasta que un día hice un curso de igualdad de género, de bastantes horas. Los primeros días del curso sentí muchas veces eso que dices de "parece que es un delito ser hombre"... Pero el curso termino al cabo de 3 meses. Hoy ya no pienso igual. Sigue habiendo cosas que me parecen propias de un "integrismo feminista absurdo"... pero son las menos.

A mi que el oso de la comunidad de Madrid sea oso u osa me la trae al fresco. Pero por ejemplo es triste que en el nomenclator de Cádiz no figuran Clara Campoamor o Marie Curie. O que la escritora Cecilia Bohl de Faber tuviera que utilizar un pseudonimo que, por cierto, es por ese pseudonimo masculino (Fernan Caballero) que tal vez se librara del olvido y aparezca en muchos callejeros de municipios españoles como "Fernán Caballero". Entre ellos el de Cádiz.

Todas esas "paridas" tienen mucha más incidencia de la que creemos en que un tio un determinado día decida partirle la cara a una mujer. Pero no solo es eso lo que las mujeres tienen derecho a denunciar. Las mujeres son objeto diariamente de delitos contra la dignidad humana, o simplemente no son tratadas con los mismos derechos o con el mismo respeto que los hombres por una sociedad que en su conjunto sigue siendo muy patriarcal.

En fin, es un tema que da para hablar (o escribir) mucho, pero quizás lo mejor es asistir a algun curso de este tipo. Y recomiendo a todos los hombres que lean tu blog, que lo hagan. A ser posible uno que dure varios días. Porque esos cursitos o ponencias de una jornada solo nos harán salir de allí más "encabronados", indignados y pensando que tenemos que pedir perdon por ser hombres...

El proceso lleva su tiempo. Y cuidado, que no estoy catalogando a nadie de machista. Al menos no de más machista de lo que yo mismo me considero. Sino a la sociedad en su conjunto.

Un fuerte abrazo.

Decía el maestro Cartier-Bresson:

Para mí, la fotografía es situar la cabeza, el corazón y los ojos en la misma línea visual. Es un estilo de vida.

y tambien se le atribuye esto otro:

He visto fotos tomadas por un mono con una Polaroid. No están mal, no están mal del todo.

Desafortunadamente hay demasiados monos sueltos...


Este blog no pretende ser un referente de nada, ni siquiera de fotografía (terreno en el que más cómodo me siento).
No es una galeria de fotos, ni una exposición virtual y por supuesto no contiene ningún portfolio. Es tan sólo un lugar que me permite divertirme y conjugar (jugar con) mis aficiones favoritas: La fotografía, el cine, la música, la literatura... y la (buena) vida.

Se ha producido un error en este gadget.

Ultimos comentarios.

Suscríbete

  • Subscribete via RSS!

Blogs amigos actualizados

Estoy leyendo:

Estoy leyendo:

Mojate

Visitas