miércoles, 7 de mayo de 2008

Camino de El Rocío.


Un jinete sube su caballo a la barcaza que cruza el rio Guadalquivir para continuar su camino por el Parque Nacional de Doñana rumbo a la aldea de El Rocío.

"Ay, ay, ay, me he dicho, ¿quiere esto decir que así es como uno tiene que vivir su vida? ¿Siempre en equilibrio entre la belleza y la muerte, el movimiento y la desaparición?
Quizá estar vivo sea esto: perseguir instantes que mueren."

También lo dice Paloma en la novela "La elegancia del erizo" de Muriel Barbery.

3 comentarios:

Cobijada dijo...

Es un gusto asomarse a este lugar a ver con qué regalo nos sorprendes. Me encanta tu blog. Te lo dije ayer.

Julio Gonzalez dijo...

Tus palabras sí que son un regalo para este blog. Muchas gracias por los piropos.

El fantasma del castillo dijo...

Eres en artista, como la copa de un pino; ¡ Que maravilla de foto !. besitos desde Torredembarra-Tarragona

Decía el maestro Cartier-Bresson:

Para mí, la fotografía es situar la cabeza, el corazón y los ojos en la misma línea visual. Es un estilo de vida.

y tambien se le atribuye esto otro:

He visto fotos tomadas por un mono con una Polaroid. No están mal, no están mal del todo.

Desafortunadamente hay demasiados monos sueltos...


Este blog no pretende ser un referente de nada, ni siquiera de fotografía (terreno en el que más cómodo me siento).
No es una galeria de fotos, ni una exposición virtual y por supuesto no contiene ningún portfolio. Es tan sólo un lugar que me permite divertirme y conjugar (jugar con) mis aficiones favoritas: La fotografía, el cine, la música, la literatura... y la (buena) vida.

Se ha producido un error en este gadget.

Ultimos comentarios.

Suscríbete

  • Subscribete via RSS!

Blogs amigos actualizados

Estoy leyendo:

Estoy leyendo:

Mojate

Visitas